¿De dónde obtuvo Pablo su autoridad?

Por, Ryan Turner

Si Pablo no conoció a Jesús mientras estuvo en esta tierra, ¿cómo entonces Pablo tiene autoridad para enseñar y predicar el evangelio?

Aunque Pablo no caminó con Jesús mientras estuvo en esta tierra, él sí recibió aprobación de los seguidores de Jesús. En Gálatas 1 – 2, Pablo explica que él hizo dos viajes a Jerusalén para ver a los apóstoles en esa ciudad.1

Viaje # 1: Año 36 d. C.

En su primer viaje, Pablo menciona a los apóstoles más conocidos usando sus propios nombres:

  • Gálatas 1:18-19: “Después, pasados tres años, subí a Jerusalén para ver a Pedro, y permanecí con él quince días; 19 pero no vi a ningún otro de los apóstoles, sino a Jacobo el hermano del Señor”.

La fecha a la cual se refiere Pablo podría ser el año 36 d. C.

Si Pablo y Pedro pasaron 15 días juntos, ¡debieron haber discutido cosas importantes! Es muy probable que dado el contexto de Gálatas 1 –donde Pablo se encuentra discutiendo su autoridad de predicar el evangelio– que Pedro y Pablo discutieran el contenido del evangelio durante el tiempo que pasaron juntos.

Viaje #2: Años entre el 47 y 50 d. C.

Sin embargo, Pablo también menciona un segundo viaje a Jerusalén:

  • Gálatas 2:1-2: “Después, pasados catorce años, subí otra vez a Jerusalén con Bernabé, llevando también conmigo a Tito. 2 Pero subí según una revelación, y para no correr o haber corrido en vano, expuse en privado a los que tenían cierta reputación el evangelio que predico entre los gentiles”.

En esta segunda visita (¿Entre los años 47 al 50?), Pablo menciona que había explícitamente traído su evangelio delante de los apóstoles a Jerusalén (Pedro, Santiago y Juan). Él indica que tenía miedo de “…no correr o haber corrido en vano…” Algunos han especulado acerca de que Pablo quería verificar el contenido de su predicación para estar seguro que estaba en lo correcto. Por lo tanto, él va, y por segunda vez a Jerusalén para ver a Pedro, Santiago y después a Juan.

De forma interesante los apóstoles responden:

  • Gálatas 2:9: “y reconociendo la gracia que me había sido dada, Jacobo, Cefas y Juan, que eran considerados como columnas, nos dieron a mí y a Bernabé la diestra en señal de compañerismo, para que nosotros fuésemos a los gentiles, y ellos a la circuncisión”.

En otras palabras, los apóstoles estuvieron de acuerdo con el evangelio que Pablo predicaba.

La autoridad final

Aunque el evangelio que Pablo predicaba había sido aprobado por los testigos de la vida de Jesús, Pablo afirmó que su autoridad final no vino de humanos, sino directamente de la revelación de Cristo a él:

  • Gálatas 1:11-12: “Mas os hago saber, hermanos, que el evangelio anunciado por mí, no es según hombre; 12 pues yo ni lo recibí ni lo aprendí de hombre alguno, sino por revelación de Jesucristo”.

Pablo mismo vio a Jesús por revelación en su encuentro en el camino a Damasco:

  • Hechos 9:22, 26: “22 Pero Saulo mucho más se esforzaba, y confundía a los judíos que moraban en Damasco, demostrando que Jesús era el Cristo. 26 Cuando llegó a Jerusalén, trataba de juntarse con los discípulos; pero todos le tenían miedo, no creyendo que fuese discípulo”.

Pablo fue un testigo de Jesús en el sentido de haberlo visto después de Su muerte:

  • 1ª Corintios 9:1: “¿No soy apóstol? ¿No soy libre? ¿No he visto a Jesús el Señor nuestro? ¿No sois vosotros mi obra en el Señor?”

Por lo tanto, Pablo tuvo la autoridad para enseñar y predicar el evangelio.

Resumen:
  • Año 33 d. C.: La conversión de Pablo
  • Año 36 d. C.: Primer viaje a Jerusalén: Conoce a Pedro y a Santiago.
  • Año 47 – 50 d. C.: Segundo viaje a Jerusalén: Conoce a Juan, y vuelve a encontrarse con Pedro y Santiago.

 

Este artículo también está disponible en: Inglés

  • 1. Ningún erudito debate hoy día, el hecho que Pablo realmente escribió la epístola a los Gálatas. La fecha de esta epístola se sitúa entre el año 49 y 52 d. C.

 

 

 

 
 
CARM ison