Albigenses

Esta herejía se desarrolló en la edad media en el pueblo de Albi al Sur de Francia. Enseñaba que habían dos dioses: el dios bueno de la luz el cual se refería usualmente a Jesús en el Nuevo Testamento y el dios de la oscuridad y la maldad asociado usualmente con Satanás y al “Dios del Antiguo Testamento”. Toda cosa material era considerada maligna incluyendo el cuerpo el cual fue creado por Satanás negando así, la resurrección de éste. El alma, creada por el dios bueno, era prisionera en la carne maligna y la salvación era posible sólo a través de vivir una vida santa y hacer buenas obras. Al momento de la muerte si la persona había sido suficientemente espiritual, la salvación llegaba al creyente; pero si la persona no había lo suficientemente buena, se encarnaba en un animal o como otro ser humano.

Para mayor información, ver Albigenses

 

Para ver el significado de esta palabra en: Inglés

 

 

 

 
 
CARM ison