Divisiones dentro del Islam

Debido al gran crecimiento geográfico del Islam en los primeros dos siglos de sus inicios, existió la necesidad de establecer un mayor número de leyes capaces de manejar las diferentes necesidades de los Musulmanes a través del Imperio. El Corán y la Hadith no estaban lo suficientemente detalladas como para suministrar todas las respuestas. Por lo tanto, en el siglo 8º, se levantó una escuela de expertos legales que interpretaron y aplicaron principios Islámicos a diferentes situaciones a lo largo y ancho del Imperio. Sin embargo, eruditos estuvieron en desacuerdo con estos expertos en varias áreas. Esto llevó al establecimiento de una gran variedad de escuelas legales de pensamiento dentro del Islam.

Estas diferentes escuelas se convirtieron en sectas diferentes dentro del Islam. La más grande de las sectas es la de los Sunitas la cual comprende alrededor del 90% de los Musulmanes. Las siguientes sectas son la Chiíta y la Sufí. Después de estas, existen grupos disidentes los cuales son llamados de acuerdo a los eruditos individuales los cuales crearon estos grupos: Hanifa, nombre debido a su creador Abu Hanifa; Maliki, por Malik ibn Anas; Shafi'í (o ley religiosa del Hunismo) por el Imán Muhammad ibn Idris al-Shafi'i; Zaydi, por Zayd ibn Ali; también están la Nusayri, Ismailí, los Murji'ah, etc.

Musulmanes Sunitas

Estos, son seguidores de las escuelas Hanifa, Shafi'í, Aníbal o Hanibal y Malik. Estas, constituyen un 90% de mayoría de los Islámicos, y son considerados de ser una corriente principal de tradicionalistas. Debido a que ellos se encuentran ejerciendo su fe cómodamente dentro de las sociedades seculares han podido adaptarse a una variedad de culturas nacionales mientras siguen sus tres fuentes de ley: el Corán, la Hadith y consensos Musulmanes.

Los Sunitas enfatizan el poder y la soberanía de Alá y su derecho de hacer lo que él quiere hacer con su creación. Se enseña una estricta determinación. Su gobierno se hace a través de los Califas. El trabajo del gobernante Musulmán es considerado como el sucesor de Mahoma. Este sucesor no es debido a linaje hereditario.

Los Musulmanes Chiítas

Los Chiítas (también conocidos como de la escuela Ja'firi) se separaron de los Sunitas debido al tema del sucesor de Mahoma. Esta separación ocurrió después del asesinato del cuarto Califa en el año 661. Los Chiítas creen que el sucesor de Mahoma tenía que haber sido Ali, su yerno, y que los siguientes sucesores tendrían que haber sido a través de su linaje por su esposa Fátima. Los Chiítas se dividieron en tres sectas principales: los Doce Imanes (Persia, Irak, Afganistán, Líbano, Pakistán y Siria), los Zaydis (Yemen) y los Ismailí (India, Irán, Siria y África del Este). Lógicamente, cada grupo tiene diferencias de doctrina.

“La teologia Chiíta incluye una doctrina conocida como los cinco soportes. Estos son: la Unidad Divina (tawhid), la profecía (nubuwwah), la resurrección del alma y del cuerpo en el Juicio (ma'ad), el Imamate1 (imamah) y la justicia ('adl). (Nota del Traductor: Imamate es la región o territorio gobernado por un Imán (Imam). Es el oficio, rango, o período de un imam.) Los tres primeros se encuentran en el Islam Sunita, aunque con algunas diferencias de énfasis; sin embargo, el Imamate, es la esencia de los Chiítas. Es una herencia de los Mutazilites o racionalistas, cuyo sistema está en muchas maneras perpetuado en la teología Chiíta… “El Imamate, que viene de la palabra “Imam”, en las tradiciones Chiítas es el líder político y religioso de la secta Chiíta. Esta persona posee gran poder e influencia. De acuerdo a la doctrina Chiíta, el Imam debe ser un sucesor biológico de Ali. El Imam es también libre de pecado e infalible en todos los temas de la doctrina Islámica e intercederá por los Musulmanes después de la muerte.” Los Shi'i y los Sunitas difieren en algunas interpretaciones del Corán y la Hadith y aún tienen un canon diferente del Hadith.

Los Musulmanes Sufíes

El Sufí es una tradición mística en donde los seguidores buscan conocimiento místico interior de Alá. Esta secta “oficialmente” se desarrolló alrededor del siglo 10 y desde entonces se ha dividido en órdenes diferentes: Ahmadiyya, Qadariyya, Tijaniyya, etc. Claro está, que los Sufíes creen que sus raíces pueden ser ubicadas desde los inicios del Islam en el temprano siglo 7º.

El misticismo de los Sufíes debe seguir una senda de privación y meditación. Existen varias formas de abstinencia y pobreza. Se renuncia a las cosas mundanas y se enseña una confianza absoluta en la voluntad de Alá. El objetivo es obtener un conocimiento más alto y de experiencia de Alá. El enfoque místico significa que el Corán puede ser interpretado en diferentes formas y así, el Sufismo enseñó que el Corán contenía significados místicos escondidos dentro de sus páginas. Fuera de este misticismo una clase de panteísmo se desarrolló entre algunos creyentes Sufíes. El panteísmo es la enseñanza de que Alá y el universo son uno. Claro está, que los Musulmanes ortodoxos, llamados los Sunitas, rechazaron esta idea ya que ellos afirman que Alá es el creador del universo y es diferente a éste.

En parte, el Sufismo se levantó como una reacción al creciente Islamismo materialista que se había desarrollado en el Imperio en ese tiempo. El Islam había logrado obtener gran poder y presencia geográfica y debido a esto, lo que se había logrado en lo material era grande.

Conclusión

Como puede ver, el Islam no es el sistema religioso unido que afirma ser. Existen divisiones entre sus filas y aún aquellas divisiones tienen también divisiones internas. Pero lo que es interesante es que el Corán les dice a los Musulmanes que no tengan tal clase de divisiones.

“Os ha legislado dentro de la práctica de Adoración, lo que encomendó a Noé, lo que te hemos inspirado a ti y lo que encomendamos a Abraham, Moisés y Jesús: que establecierais firmemente la práctica de adoración y no os dividierais en ella.” (Corán 42:13).

Si este es el caso, entonces los Musulmanes deben admitir que las divisiones dentro del Islam son pecaminosas; pero tal, es la naturaleza de la humanidad, el dividir y establecernos a nosotros mismos contra los otros.

 

Este artículo también está disponible en: Inglés.

  • 1. Glasse, Cyril, La Enciclopedia Breve del Islam [The Concise Encyclopedia of Islam], Harper & Row, Publishers, Inc. San Francisco, 1989.

 

 

 

 
 
CARM ison