John Hagee niega que Jesús afirmara ser el Mesías

Por, Matt Slick

El Dr. John Hagee es el fundador de la iglesia Cornerstone en San Antonio, Texas. Esta iglesia no es denominacional y cuenta con varios miles de miembros. El Dr. Hagee puede ser visto en más de 160 estaciones de televisión y 50 estaciones de radio alrededor de los Estados Unidos. Por lo menos, ha escrito 10 libros.1

A primera vista, todo parece estar bien. En su sitio web (jhm.org), el Dr. Hagee afirma lo fundamental de la fe cristiana, e incluye la deidad de Cristo, la Trinidad, etc. Su página, no es precisa en cuanto a sus creencias, pero parecería estar dentro de la ortodoxia. Sin embargo, el problema es que con su nuevo libro –“En Defensa de Israel” (“In Defense of Israel”)– el Dr. Hagee aparentemente declara, que Jesús no era el Mesías. Si visita youtube.com2 puede escuchar al Dr. Hagee hablando con relación a su libro, y dice que éste, probará que “Jesús no vino a la tierra para ser el Mesías” (a los 20 segundos), y que, “… debido a que Jesús rehusó por palabra y hechos afirmar ser el Mesías, ¿cómo se puede culpar a los judíos de rechazar lo que nunca se les ofreció?” (a los 32 segundos). Obviamente, esto es, grandemente problemático.

Hagee define al “Mesías” como un libertador político

Así que, en vez de hacer mi juicio sobre un audio de un minuto, compré el libro, y no lo leí totalmente, me dirigí a la sección del capítulo 10, páginas 121-169, donde él trata con Jesús como el Mesías. En resumen, Hagee usa varias páginas para presentar la idea judía del Mesías como un libertador político que estaba supuesto a liberar a Israel de la opresión romana. Y esto es muy significativo. Hagee define al Mesías, no como un libertador espiritual, sino como uno político. Para sostener su posición, Hagee llama a Moisés, el mesías de Israel, y habla de la libertad política de Israel a mano de la opresión egipcia. Note lo que Hagee dice en su libro:

  • “… Dios le dio a Moisés cuatro señales para convencer a los hijos de Israel que él era su mesías… Él sabía que había sido ungido de Dios para derrotar a Egipto y liderar al pueblo judío a la tierra prometida”. (pág. 136).
  • “Las siguientes dos señales que Dios le dio a Moisés, fueron para convencer a los hijos de Israel, de que Moisés era el mesías de ellos”. (Ibíd.)
  • “Cuando el apóstol Pedro no pudo soportarlo más, lo dijo abruptamente: ‘Tú eres el Cristo’. O en otras palabras, ‘¡Tú eres el ungido! Tú eres el Mesías que liderará a los judíos en su sublevación contra Roma’”. (pág. 140).
  • “Aun después de Su resurrección y continúas negaciones que Él no sería el Mesías, Sus discípulos estaban todavía pendientes con la esperanza hasta el último momento de que Él, ahora, aplastaría el reino (Hechos 1:6)”. (pág. 141).
    • Hechos 1:6: “Entonces los que se habían reunido le preguntaron, diciendo: Señor, ¿restaurarás el reino a Israel en este tiempo?”.
  • “Él rechazó ser el Mesías de ellos, escogiendo más bien ser el salvador del mundo”. (pág. 143).

Note, que en la primera cita, Hagee cita a Moisés como el mesías de Israel, el cual, derrotaría a Egipto. En la cita 3, Hagee interpreta las palabras de Pedro para relacionar, una vez más, el término Mesías como un libertador político. En la cita 4, Hagee cita Hechos 1:6, la cual se refiere a la restauración de Israel como poder político. Por lo tanto, podemos concluir que Hagee está definiendo al Mesías como un libertador político. Por lo tanto, si fuéramos a usar esta definición del término “mesías”, Hagee está en lo correcto. Jesús no vino a ser un Mesías político. Pero el Dr. Hagee aun así, ha cometido un gran error. Él ha fallado en definir sus términos de forma adecuada y ha cometido un desorden.

El término de Mesías y el error de John Hagee

Recuerde, que en el vídeo 2, John Hagee dijo que su libro, “En Defensa de Israel”, probaría que, “Jesús no vino a la tierra para ser el Mesías” (a los 20 segundos), y que, “… debido a que Jesús rehusó por palabra y hechos afirmar ser el Mesías, ¿cómo se puede culpar a los judíos de rechazar lo que nunca se les ofreció?” (a los 32 segundos).3 Él no hizo ninguna claridad en cuanto a qué quería decir por “mesías”, y pienso, que lo hizo a propósito. Sin embargo, echemos un vistazo a la palabra como es usada en el Nuevo Testamento, algo que Hagee tuvo que haber hecho, pero que no hizo en el capítulo. La palabra “mesías” se traduce del griego por, מָשִׁיחַ mashíakj Mesías: -ungido, Mesías, y se encuentra tres veces, en el Nuevo Testamento:

  • Juan 1:41: “Este halló primero a su hermano Simón, y le dijo: Hemos hallado al Mesías (que traducido es, el Cristo)”.
  • Juan 4:25-26: “Le dijo la mujer: Sé que ha de venir el Mesías, llamado el Cristo; cuando él venga nos declarará todas las cosas. 26 Jesús le dijo: Yo soy, el que habla contigo”.
  • Juan 9:22: “Esto dijeron sus padres, porque tenían miedo de los judíos, por cuanto los judíos ya habían acordado que si alguno confesase que Jesús era el Mesías, fuera expulsado de la sinagoga”.

Vemos que Jesús, es llamado el Mesías en Juan 1:41, Juan 9:22, y en Juan 4:25-26, Jesús afirma que Él es el Mesías. Esto contradice rotundamente la declaración de Hagee en el video de que, “… Jesús rehusó por palabra y hecho afirmar ser el Mesías”. ¡El Dr. Hagee, está simplemente equivocado¡

Aquí hay dos puntos que valen la pena ser mencionados. Primero, la palabra “mesías” es traducida como “Cristo”. Esta palabra, es el equivalente hebreo del Antiguo Testamento para el griego del Nuevo Testamento, “cristo”. Por lo tanto, donde veamos la palabra Cristo, usada en el Nuevo Testamento, sabemos que está hablando del Mesías. Segundo, Jesús mismo afirmó que Él era el Cristo. Leamos algunos pasajes bíblicos que lo confirman:

  • Mateo 16:16-17: “Respondiendo Simón Pedro, dijo: Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente. 17 Entonces le respondió Jesús: Bienaventurado eres, Simón, hijo de Jonás, porque no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los cielos”.
  • Marcos 14:61-62: “Mas él callaba, y nada respondía. El sumo sacerdote le volvió a preguntar, y le dijo: ¿Eres tú el Cristo, el Hijo del Bendito? 62 Y Jesús le dijo: Yo soy; y veréis al Hijo del Hombre sentado a la diestra del poder de Dios, y viniendo en las nubes del cielo”.
  • Juan 17:3: “Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado”.
  • Leer, Lucas 24:26, 46; Juan 10:23.

Por lo tanto, y debido a que Jesús afirmó que era el Mesías (Juan 4:25-26), y el Cristo (Mateo 16:17; Marcos 14:61-62; Juan 17:3), debemos claramente concluir que Hagee no ha hecho su tarea con relación a cómo debe ser usada una palabra en la Biblia. Él ha fallado al no llevar a cabo, una investigación apropiada. ¿Cómo puede ser esto posible? ¿Por qué el Dr. Hagee fallaría en mencionar esos versículos y la enseñanza sencilla escritural de que Jesús es el Mesías?

Conclusión

Puedo ver dos posibilidades para explicar la equivocación flagrante de Hagee, pero debo declarar que estas, son sólo mis opiniones. Primero: Tal vez el Dr. Hagee redactó su anuncio y libro, de tal forma para causar controversia e incrementar las ventas. No lo sé, pero esto, hizo que comprara el libro, para poder investigar lo que él quiso decir. Segundo: El Dr. Hagee tiene una gran agenda en su apoyo a Israel, que se ha permitido hacer una investigación mal hecha e incompleta con relación a este tema del Mesías para así, apoyar un punto de vista particular contra lo que es conocida como la teología del reemplazo.

Hay muchas personas que se quejan acerca de los comentarios de John Hagee, y están en lo correcto, debido a que estos son, engañosos. Estos no representan el alcance total del término “mesías” y son, perturbadores. Aunque no me gusta defenderlo en este tema, debo recordarle al lector que en lo que respecta la definición de “mesías” como un libertador político, está en lo correcto. Jesús no vino a ser un libertador político y liberar a Israel del gobierno romano. Sin embargo, el Dr. Hagee necesita ser más claro y definir sus términos. Estoy convencido que él sabía del alboroto que sus afirmaciones causarían.

Además, tiene que reevaluar sus comentarios y asumir una posición totalmente bíblica con relación al término hebreo “mesías”, el cual es el equivalente al Cristo en el griego. Por ejemplo, Cristo es Mesías (Juan 1:41), Cristo como Hijo del Hombre viniendo en las nubes (Mateo 26:63-64), Cristo como salvador (Lucas 2:11), Cristo como el rey de los judíos (Lucas 23:2-3), Cristo reinando por siempre (Apocalipsis 11:15), etc. Estos son, definitivamente ejemplos “políticos” en la medida en que muestran a Cristo quien es rey y quien reina. Además, debe también explicar la afirmación muy clara de Jesús como el Mesías (Juan 4:25-26). Quiero decir, ¿cómo no abordarlo?4

Finalmente, habían otras cosas en el libro que pienso, son problemáticas, pero la intención de este artículo no es enfocarme en esas. Sin embargo, creo que el Dr. Hagee escribe con una agenda muy específica, el súper apoyo por Israel, y pienso que esto, ha nublado su juicio. Él necesita retractarse, reevaluar su obra, aclarar su posición.

 

Este artículo también está disponible en: Inglés

  • 1. http://www.jhm.org/pastor.asp
  • 2. http://www.youtube.com/watch?v=X0K1GEs2gAI
  • 3. Nota del Traductor: Si desea ver el video en español, siga por favor, este enlace: https://www.youtube.com/watch?v=_G3vD2HjcAY
  • 4. No encontré la referencia en el libro acerca de Juan 4:25-26. Si alguien la encuentra, por favor, háganmelo saber.

 

 

 

 
 
CARM ison