¿Profetiza Isaías 53 de que Jesús sería el Mesías?

Por, Ryan Turner

El contexto histórico y literario

El Siervo del Señor

Es imposible entender este pasaje sin tener un punto de vista más amplio del concepto de siervo del Señor en Isaías. El capítulo 53 es el cuarto de un número de “cantos al siervo” en el libro de Isaías: 42:1-6; 49:1-3; 50:4-9; 52:13 – 53:12.1 De forma interesante, cada uno de estos pasajes que hacen referencia al siervo parecen estar enlazados.

Primero: Isaías 42:1-6 describe la misión del siervo. Acerca de Isaías 42:1-4, Blenkinsopp anota:

  • Aquí, quien habla es Yahweh, quien designa a una persona como su siervo y escogido, dotándolo con el espíritu para que pueda llevar a cabo su misión para dispensar justicia y ley a las naciones”.2

Segundo: Isaías 49:1-13 señala que esta misión será llevada a cabo con dificultades. Algunos argumentan que el texto se refiere al profeta mismo. Con relación a Isaías 49:1-13, Blenkinsopp anota:

  • Pero el problema es que la misión asignada a la persona que habla incluye la tarea de traer de vuelta a Israel a su Dios, tarea que debe ser atribuida a una persona o colectividad dentro de Israel, no Israel misma. Parece entonces, que el pasaje ha sido ampliado para permitir una cierta identificación entre el profeta e Israel, al tiempo que describe el sentido propio del profeta de la misión a Israel”.3

Tercero: Isaías 50:4-9 muestra que el siervo sufre una pronta muerte, pero no da las razones de su sufrimiento.
Finalmente: Isaías 52:13 – 53:12 demuestra que el sufrimiento del siervo lo lleva a su muerte.

El contexto inmediato

Realmente, esta profecía empieza en la última parte de Isaías 52, en los vv. Del 13 al 15, los cuales sirven como un resumen del capítulo 53:

  • v. 13 – Exaltación: “He aquí que mi siervo será prosperado, será engrandecido y exaltado, y será puesto muy en alto.”
  • v. 14 – Humillación: “Como se asombraron de ti muchos, de tal manera fue desfigurado de los hombres su parecer, y su hermosura más que la de los hijos de los hombres,”
  • v. 15 – La forma como asombrará al mundo: “así asombrará él a muchas naciones; los reyes cerrarán ante él la boca, porque verán lo que nunca les fue contado, y entenderán lo que jamás habían oído”.

Esto corresponde aproximadamente al capítulo 53 (aunque en un orden diferente), el cual describe lo improcedente de Su venida (vv. 1-2), Su humillación y sufrimiento (vv. 3-10a) y exaltación (10b-12).

La profecía: Isaías 52:13-53:124

Isaías 52:13-15:

  • “He aquí, que mi siervo será prosperado, será engrandecido, y ensalzado, y será muy sublimado. 14  Como te abominaron muchos, en tanta manera fue desfigurado de los hombres su parecer; y su hermosura, de los hijos de los hombres. 15  Pero él rociará a muchos gentiles. Los reyes cerrarán sobre él sus bocas, porque verán lo que nunca les fue contado; y entenderán, lo que nunca oyeron.”

Isaías 53:1-12

  • “¿Quién creerá a nuestro dicho? ¿Y sobre quién será manifestado el brazo del SEÑOR? 2  Con todo eso subirá, como renuevo, delante de él; y como raíz de tierra seca. No hay parecer en él, ni hermosura. Le veremos, mas sin atractivo para que le deseemos. 3  Despreciado, y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en flaqueza; y como que escondimos de él el rostro, fue menospreciado, y no lo estimamos. 4  Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido. 5  Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados. El castigo de nuestra paz fue sobre él; y por su llaga hubo cura para nosotros. 6  Todos nosotros nos perdimos, como ovejas; cada cual se apartó por su camino; mas el SEÑOR traspuso en él el pecado de todos nosotros. 7  Angustiado él, y afligido, no abrió su boca. Como oveja, fue llevado al matadero; y como cordero delante de sus trasquiladores enmudeció; y no abrió su boca. 8  De la cárcel y del juicio fue quitado. Y su generación, ¿quién la contará? Porque cortado fue de la tierra de los vivientes. Por la rebelión de mi pueblo fue herido. 9  Y puso con los impíos su sepultura, y su muerte con los ricos; aunque nunca hizo él maldad, ni hubo engaño en su boca. 10  Con todo eso, el SEÑOR lo quiso moler, sujetándole a padecimiento. Cuando hubiere puesto su vida por expiación, verá linaje, vivirá por largos días; y la voluntad del SEÑOR será en su mano prosperada. 11  Del trabajo de su alma verá y será saciado. Y con su conocimiento justificará mi Siervo justo a muchos; y él llevará las iniquidades de ellos. 12  Por tanto, yo le daré parte con los grandes, y a los fuertes repartirá despojos; por cuanto derramó su vida hasta la muerte, y fue contado con los rebeldes, habiendo él llevado el pecado de muchos, y orado por los transgresores.”

Por favor, ¿se podría poner de pie el siervo verdadero?

Existen un sinnúmero de aspectos importantes en el pasaje anterior.

Primero: El v. 1 describe el brazo del Señor. Esta descripción tiene paralelos en muchos lugares de Isaías:

  • El brazo del Señor Dios se enseñoreará
    • Isaías 40:10: “He aquí, que el Señor DIOS vendrá con fortaleza; y su brazo se enseñoreará. He aquí que su salario viene con él, y su obra delante de su rostro”.
  • Los gentiles pondrán su esperanza en Su brazo
    • Isaías 51:5: “Cercana está mi justicia, ha salido mi salud, y mis brazos juzgarán a los pueblos. A mí esperarán las islas, y en mi brazo pondrán su esperanza”.
  • Su brazo redimirá
    • Isaías 51:9: “Despiértate, despiértate, vístete de fortaleza, oh brazo del SEÑOR. Despiértate como en el tiempo antiguo, en los siglos pasados. ¿No eres tú el que cortó al soberbio, y el que hirió al dragón?”.
  • Y Su brazo proveerá salvación
    • Isaías 52:10: “El SEÑOR desnudó el brazo de su santidad ante los ojos de todos los gentiles. Y todos los términos de la tierra verán la salud del Dios nuestro”.5

Segundo: Los versículos del 1 al 3 muestran que este siervo vendría normalmente. En ningún sentido es atractivo o asombroso.
Tercero: Los versículos del 4 al 6 y el 8 describen la naturaleza substitutoria del sufrimiento del siervo. Esta persona en particular sufre por los pecados de Israel: “Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados. El castigo de nuestra paz fue sobre él; y por su llaga hubo cura para nosotros.” (Is 53:5). “… Por la rebelión de mi pueblo fue herido.” (Is 53:8). Fruchtenbaum comenta acerca de los pronombres en el pasaje:

  • Los pronombres significan que Isaías y los judíos debían ser incluidos; estos, no podrían referirse a los gentiles. Aún más, se podría decir que ninguna de las cosas que le suceden a esta persona aplica a la nación de Israel. La nación sólo está incluida en los pronombres.”6 (Nota del Traductor: Pronombres: “nuestras, nuestros, nuestra, nosotros”).

Cuarto: El texto indica que el siervo no abrió su boca. Fruchtenbaum anota:

  • Este, difícilmente es el caso de Israel. Una cosa es cierta, Israel no ha sufrido en silencio sus sufrimientos; se han escrito muchos libros acerca de Israel describiendo sus sufrimientos y acusando a aquellos responsables de sus sufrimientos”.7

Quinto: Los vv. 8-9 indican que el siervo muere. El texto usa las palabras “fue cortado”, lo cual indica que el siervo fue, legalmente ejecutado. Blenkinsopp anota que la referencia del v. 9 “…parecería que naturalmente da a entender que él fue condenado a muerte”.8
Sexto: El siervo muere, pero de alguna forma es restablecido al final. Está vivo y es capaz de justificar a muchos. ¿Cómo será capaz el Mesías de prolongar Sus días y ver Su semilla (los justificados) si está muerto? Una resurrección de algún tipo es la única forma para que esto suceda.9

La identidad del Siervo

Existen un sinnúmero de razones del por qué este pasaje se refiere al Mesías.

Primero: Esta pasaje menciona una persona en particular. Las referencias a esta persona, están obviamente en singular. Comentando del v. 8, Fruchtenbaum anota:

  • Éste, quien es el Mesías es muy diferente de 'mi pueblo', el cual es Israel".10 Elwell anota: “Mientras que es cierto que Isaías no enlaza explícitamente el título Mesías con el de Siervo del Señor, identificar a ambas figuras como una y la misma, es justificable.”11
  • Ambos, son los únicos ungidos:
    • Isaías 61:1: “El espíritu del Señor DIOS es sobre mí, porque me ungió el SEÑOR; me envió a predicar a los abatidos, a atar las llagas de los quebrantados de corazón; a publicar libertad a los cautivos, y a los presos apertura de la cárcel;”
  • Traen luz a los gentiles:
    • Isaías 55:4: “He aquí, que yo lo di por testigo a los pueblos, por capitán y por maestro a pueblos”. (Cf. Isaías 49:6: “Y dijo: Poco es que tú me seas siervo para despertar las tribus de Jacob, y para que restituyas los asolamientos de Israel; también te di por luz de los gentiles, para que seas mi salud hasta lo postrero de la tierra”)
  • En su primera manifestación, ninguno es pretencioso
    • Isaías 7:14-15: “Por tanto, el mismo Señor os dará señal: He aquí que la virgen concebirá, y Dará A LUZ UN hijo, y llamará su nombre Emmanuel. 15  Comerá manteca y miel, hasta que sepa desechar lo malo y escoger lo bueno.” (Isaías 11:1: "Y saldrá una vara del tronco de Jessé, y un renuevo retoñará de sus raíces". Cf. Isaías 42:3: “No acabará de quebrar la caña cascada, ni apagará el pábilo que humeare; sacará el juicio a verdad”. Isaías 53:1: “¿Quién creerá a nuestro dicho? ¿Y sobre quién será manifestado el brazo del SEÑOR?”)
  • Ambos tienen el título davídico, “tronco de Isaí
    • Isaías 11:1-4: “Y saldrá una vara del tronco de Jessé, y un renuevo retoñará de sus raíces. 2  Y reposará sobre él el Espíritu del SEÑOR, Espíritu de sabiduría y de inteligencia, Espíritu de consejo, y de fortaleza, Espíritu de conocimiento y de temor del SEÑOR; 3  y le hará oler en el temor del SEÑOR. No juzgará según la vista de sus ojos; ni argüirá por lo que oyeren sus oídos. 4  Sino que juzgará con justicia a los pobres, y argüirá con equidad por los mansos de la tierra; y herirá la tierra con la vara de su boca, y con el espíritu de sus labios matará al impío”.
  • Ambos, son humillados y exaltados
    • Isaías 49:7: “Así dijo el SEÑOR, Redentor de Israel, Santo suyo, al menospreciado de alma, al abominado de los gentiles, al siervo de los tiranos: Verán reyes, y se levantarán príncipes, y adorarán por el SEÑOR, porque fiel es el Santo de Israel, el cual te escogió”.
    • Isaías 52:13-15: “He aquí, que mi siervo será prosperado, será engrandecido, y ensalzado, y será muy sublimado. 14  Como te abominaron muchos, en tanta manera fue desfigurado de los hombres su parecer; y su hermosura, de los hijos de los hombres. 15  Pero él rociará a muchos gentiles. Los reyes cerrarán sobre él sus bocas, porque verán lo que nunca les fue contado; y entenderán, lo que nunca oyeron”.

En el Antiguo Testamento, “mi pueblo” es siempre, una referencia a Israel. Sin embargo, el Mesías será asesinado por los pecados de Israel.12
Segundo: Sólo porque las referencias del siervo del Señor no se refieren todas al Mesías, esto no significa que ninguna de estas se refiera al Mesías. Sólo para nombrar algunas referencias:

  • La palabra “siervo” es usada en varias personas incluyendo al mismo profeta
    • Isaías 20:3: “Y dijo el SEÑOR: De la manera que anduvo mi siervo Isaías desnudo y descalzo tres años, señal y pronóstico sobre Egipto, y sobre Etiopía”.
  • Eliaquim/Eliacim
    • Isaías 22:20: “Y será, que en aquel día llamaré a mi siervo Eliacim, hijo de Hilcías”.
  • David
    • Isaías 37:35: "Y yo ampararé a esta ciudad para salvarla por amor de mí, y por amor de David mi siervo".
  • Israel
    • Isaías 41:8-10: "Mas tú, Israel, siervo mío, Jacob, a quien yo escogí; simiente de Abraham mi amigo. 9  Porque te eché mano de los extremos de la tierra, y de sus mojones te llamé, y te dije: Mi siervo serás tú, te escogí, y no te deseché. 10  No temas, que yo soy contigo; no desmayes, que yo soy tu Dios, que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia" (Leer, Isaías 43:10; 44:1-2, 21; 45:4; 48:20).
  • Y alguien llamado simplemente “siervo
    • Isaías 42:1-3: “He aquí mi siervo, me reclinaré sobre él; escogido mío, en quien mi alma toma contentamiento; puse mi Espíritu sobre él, dará juicio a los gentiles. 2  No clamará, ni alzará, ni hará oír su voz en las plazas. 3  No acabará de quebrar la caña cascada, ni apagará el pábilo que humeare; sacará el juicio a verdad” (Leer, Isaías 52:13 – 53:12).
    • Isaías 54:17: “Ninguna arma forjada contra ti prosperará, y condenarás toda lengua que se levante contra ti en juicio. Esta es la herencia de los siervos de Jehová, y su salvación de mí vendrá, dijo Jehová”.

Las anteriores referencias, describen múltiples siervos del Señor, las cuales podrían ser una referencia a los profetas. Mientras que algunas referencias en Isaías parecen identificar al siervo como Israel o el mismo Isaías, la mejor interpretación de Isaías 53 es que este, se refiere al Mesías.
Tercero: Se debe admitir que es difícil aplicar el v. 10b a Jesús debido a que Él no tuvo descendencia: “Cuando hubiere puesto su vida por expiación, verá linaje, vivirá por largos días…” Sin embargo, es posible tomar la referencia a la “semilla/descendencia” en un sentido más figurativo. Aunque Blenkinsopp  interpreta este pasaje aplicándolo a una comunidad de profetas, lo aplica figurativamente:

  • “…la promesa final de que Él verá Su descendencia y que Su obra llevará fruto al final, implicaría que Él sigue vivo en la profecía dedicado a continuación a perpetuar Su mensaje.”13

Si Blenkinsopp puede aplicar esto al grupo profético, ¿por qué no se podría aplicar esto a Jesús, en el sentido de que las personas son hijos de Dios? (cf. Juan 1:12: “Mas a todos los que le recibieron, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios, a los que creen en su Nombre”).
Cuarto: La interpretación tradicional judía es que este pasaje se refiere al Mesías. Los eruditos judíos –durante la era cristiana temprana–, enseñaron claramente que este pasaje era mesiánico. Ellos parafrasean Isaías 42:1 de la siguiente forma: “He aquí mi Siervo el Mesías” e Isaías 53: “He aquí mi Siervo el Mesías prosperará”.14 Fruchtenbaum señala:

  • Todos los antiguos escritos judíos –la Mishná, la Gemará (el Talmud), el Midrash y muchos otros– se refieren a esta porción de la Escritura a la Persona Mesianica”.15

Fue Rashi, alrededor del 1050 d. C. quien primero sugirió que ese pasaje se refiere a Israel. Sin embargo, el punto de vista de Rashi desató un intenso debate con el gran rabino Maimónides quien se opuso firmemente a las afirmaciones de Rashi. Debido a los textos como el de Isaías 53, los antiguos rabinos resolvieron este aparente conflicto entre un Mesías muriendo y reinando al inventar el concepto de dos mesías. Fruchtenbaum resume este punto de vista:

  • Ellos enseñaron que el primer Mesías, a quienes llamaron, ‘El Mesías hijo de José’ y quien sufrió en Egipto, vendría a sufrir y a morir en cumplimiento de los pasajes del siervo, uno de los cuales ellos detallaron en Isaías 53. El segundo Mesías, ‘El Mesías hijo de David’ vendría entonces y regresaría a la al primer Mesías. Establecería entonces Su Reino para gobernar y reinar”.16

Sin embargo, ellos reconocieron la muerte y resurrección en las profecías mesiánicas.
Quinto:
Isaías 53:10 declara: “… Cuando hubiere puesto su vida por expiación…” La misma palabra para “poner su vida por expiación/su vida en expiación por el pecado” es, “ashám” y es usada en la Ley, como “ofrenda por el pecado” y donde el ofrecimiento tenía que ser perfecto y sin mancha. Luis Goldberg comenta:

  • En este punto, si nuestro amigo judío insiste en decir que Isaías 53 se refiere a la nación, podríamos preguntar: ‘¿Puede decir que Israel es sin mancha, perfecto de alguna manera?’ Generalmente, nuestro amigos judíos responderán que no”.17

De igual manera, J. A. Motyer está de acuerdo con la conclusión de que el siervo no puede ser Israel:

  • Así, en la secuencia del capítulo, se nos informa que el siervo no puede ser la nación”.18

La evaluación como un argumento apologético19

Es difícil, en unas pocas páginas, hacer justicia a todos los temas hermenéuticos en Isaías 53 cuando se han escrito volúmenes completos de estos 15 versículos tan importantes. Sin embargo, este artículo da una fuerte credibilidad de que Jesús es el Mesías.

Primero: La interpretación judía tradicional no tuvo problemas en enseñar que este pasaje se refería al Mesías.
Segundo: Es relativamente fácil demostrara que Israel no es el siervo del Señor (Isaías 53), debido a las razones dadas anteriormente.
Tercero: Es difícil armonizar todos los pasajes que mencionan los siervos del Señor (lo que no se ha hecho aquí) debido a que algunos de estos se refieren a Israel y al profeta Isaías. Sin embargo, tiene sentido interpretar a Isaías 53 como refiriéndose al Señor Jesús debido a la naturaleza substitutoria en la muerte del siervo; su vindicación posterior y la falta de una explicación alterna. Por lo tanto, Isaías 53 presenta un fuerte argumento para el caso agregado de Jesús como Mesías, y definitivamente, uno la debería usar en tal clase de discusión.

Nota: A menos que se indique lo contrario, las citas bíblicas son tomadas de La Biblia de Casiodoro de Reina 1569 (OSO).

Este artículo también está disponible en: Inglés

  • 1. Joseph Blenkinsopp, “Una historia de la profecía en Israel” (“A History of Prophecy in Israel”), Louisville: Westminster John Knox Press, 1996, 101.
  • 2. Ibíd.
  • 3. Ibíd. 191.
  • 4. Esta traducción es de la Versión Antigua 1569 revisión 1986.
  • 5. Arnold G. Fruchtenbaum, “Cristología mesiánica: Un estudio de las profecías del Antiguo Testamento con relación a la primera venida del Mesías” (“Messianic Christology: A Study of Old Testament Prophecy Concerning the First Coming of the Messiah, Tustin”), CA: Ariel Ministries, 1998, pág. 55.
  • 6. Ibíd. 56.
  • 7. Ibíd.
  • 8. Blenkinsopp, 193.
  • 9. Fruchtenbaum, 57.
  • 10. Ibíd. 56.
  • 11. Elwell, Walter A. “‘Mesías’. En el diccionario Tyndale de la Biblia” (“Messiah.” In Tyndale Bible Dictionary). Editado por Philip W. Comfort, 882-86. Wheaton: Tyndale House Publishers, 2001, pág. 884.
  • 12. Ibíd.
  • 13. Blenkinsopp, 193.
  • 14. Elwell, 883.
  • 15. Fruchtenbaum, 54.
  • 16. Ibíd. 57.
  • 17. Louis Goldberg,"Nuestros amigos judíos" (“Our Jewish Friends”), Neptune, NJ: Loizeaux Brothers, 1983, pág. 126.
  • 18. Motyer, J. A. “‘Mesías’ en el diccionario de la nueva Biblia” (“Messiah,” in The New Bible Dictionary), edición electrónica, ediciones de D. R. W. Wood y I. Howard Marshall, Downers Gove: Inter-Varsity Press, 1996, pág. 747.
  • 19. Dado los anteriores argumentos, estamos en desacuerdo con Pheme Perkins, “Mesías” en el Diccionario Harper de la Biblia, primera edición, editada por Paul J. Achtemeier (San Francisco: Harper & Row, 1985), pág. 629, quien declara: “El ‘siervo sufriente’ de Dios (Is 52:13-53:12) suministró a los cristianos con imágenes poderosas de la vocación de Jesús para el sufrimiento. Sin embargo, el ‘siervo’ no es, ‘el ungido de Dios”. Debido simplemente a que el texto no usa ‘mashiach’ en conexión con el siervo, no significa que este no es mesiánico.

 

 

 

 
 
CARM ison