¿Salvará Dios a todos?

Por, Matt Slick

No. Dios no salvará a todos. De hecho, la Biblia nos dice que hay quienes irán al castigo eterno:

  • Mateo 25:46: “E irán éstos al castigo eterno, y los justos a la vida eterna”.
  • 2ª Tesalonicenses 1:9: “los cuales sufrirán pena de eterna perdición, excluidos de la presencia del Señor y de la gloria de su poder”.
  • Apocalipsis 14:11: “y el humo de su tormento sube por los siglos de los siglos. Y no tienen reposo de día ni de noche los que adoran a la bestia y a su imagen, ni nadie que reciba la marca de su nombre”.
  • Apocalipsis 20:10: “Y el diablo que los engañaba fue lanzado en el lago de fuego y azufre, donde estaban la bestia y el falso profeta; y serán atormentados día y noche por los siglos de los siglos”.

Como puede ver, hay personas que sí irán al infierno. Pero, ¿por qué? La razón, es que ellos no han creído en Jesús como Salvador para que así, sean librados del justo juicio de Dios:

  • Dios es santo, y Sus ojos son muy limpios, “para ver el mal”:
    • Habacuc 1:13: “Muy limpio eres de ojos para ver el mal, ni puedes ver el agravio; ¿por qué ves a los menospreciadores, y callas cuando destruye el impío al más justo que él”.
  • Él ordena a todo hombre y mujer que se arrepienta:
    • Hechos 17:30: “Pero Dios, habiendo pasado por alto los tiempos de esta ignorancia, ahora manda a todos los hombres en todo lugar, que se arrepientan”.
  • Él quiere que las personas se vuelvan de sus pecados y venga al arrepentimiento:
    • 2ª Pedro 3:9: “El Señor no retarda su promesa, según algunos la tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento”.
  • No existe otro nombre, diferente al de Jesús, en el que el ser humano sea salvo:
    • Hechos 4:12: “Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos”.

Debido a las anteriores verdades, cada ser humano necesita creer en lo que Cristo ha hecho en la cruz. Ellos, necesitan recibir a Jesús (Juan 1:12: “Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios”), porque Él es el único camino para ser librado del justo juicio de Dios que ha venir sobre todo ser humano sino se arrepiente. Debido a que las personas no se dirigen a Él, enfrentarán consecuencias eternas.

Por lo tanto, hay, y habrán personas en el infierno porque no han creído en la obra de Jesús, el cual es, Dios en carne (Juan 1:1, 14; Colosenses 2:9), quien llevó nuestros pecados en la cruz, y resucitó de entre los muertos tres días después (1ª Corintios 15:1-4). Jesús hizo todo lo que es necesario, esta es la razón por la que somos hechos justos delante de Dios, y no por algo que pensemos que podamos hacer:

  • Efesios 2:8-9: “Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; 9 no por obras, para que nadie se gloríe”.
  • Romanos 5:1: “Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo”.

Por lo tanto, para todos aquellos que no creen en Cristo para que sea Él quien los libre del justo juicio de Dios por sus pecados, irán al infierno.

 

Este artículo también está disponible en: Inglés

 

 

 

 
 
CARM ison