¿Tiene Dios un plan para mi vida?

Por, Matt Slick

Sí. Dios tiene un plan para su vida. Dentro de la teología cristiana, hablamos de aspectos diferentes de la voluntad de Dios. Básicamente, tenemos la voluntad decretiva de Dios y la voluntad permisiva. Aquí, no queremos entrar en  discusiones teológicas muy profundas acerca de los puntos de vista diferentes como la voluntad preceptiva, la voluntad decretiva, la voluntad permisiva, etc.), debido a que no es necesario para responder la pregunta del presente artículo.

Sin embargo, necesitamos saber que Dios, sí tiene un plan para nuestras vidas. De acuerdo a Efesios 1:11 ("En él asimismo tuvimos herencia, habiendo sido predestinados conforme al propósito del que hace todas las cosas según el designio de su voluntad") se menciona el propósito de todas las cosas, conforme al propósito de Su voluntad. Esto significa que toda su vida se ha desarrollado de acuerdo al consejo de la voluntad de Dios. Esto, podría complicarse un poco cuando pensamos acerca de las cosas pecaminosas que hacemos. ¿Es también parte del plan de Dios? Vamos a meternos un poco en la teología para que nos ayude un poco.

Se dice que la voluntad preceptiva de Dios es Su voluntad para la humanidad. Por ejemplo, se nos ha dicho que no mintamos o robemos (Éxodo 20:1-17). Esto es, específico y directo. Sin embargo, en Su voluntad permisiva Él permitirá que hagamos cosas que son contrarias a lo que Él nos ha dicho en Su voluntad preceptiva. Dios espera que el ser humano peque, aunque Su voluntad es que no pequemos.

¿Es esto confuso? No debería serlo.

Por lo tanto, ¿tiene Dios un plan para su vida? Sí. Y este plan incluye su rebelión contra Él. Dios no está sorprendido por su pecado, y Él es capaz de obrar Su voluntad en su vida aunque Ud. no haga lo que Él desea.

Algunas veces las personas preguntarán si Dios tiene una voluntad específica para ellos con relación a las cosas como, con quién se casarán, que trabajo deberían desempeñar y en qué lugar vivir. Responder esto no es sencillo ya que Dios quiere que dependamos de la oración para Su guía y tomar decisiones basadas en lo que nos revela en las Escrituras. Oramos y le pedimos Su dirección, elegimos entonces esperando que estemos en Su voluntad.

En las Escrituras se muestra que Dios quiere que Ud. le dé la gloria a Él (Isaías 43:7), que no peque (Hechos 17:30) y que crea en Jesús (Juan 3:16). En lo que concierne a un plan perfecto en su vida, será de acuerdo a cuánto se somete Ud. a Dios, tal y como se revela en las Escrituras.

 

Este artículo también está disponible en: Inglés

 

 

 

 
 
CARM ison